Empresas esperan fortalecer su patrimonio, desarrollar planes de expansión de corto y mediano plazo y consolidar plataformas digitales

Las decisiones de aumento y reducción de capital en empresas listadas en Bolsa de Valos de Lima (BVL) se tradujeron en montos muy superiores a los observados el años pasado.

Así, los incrementos de capital realizados por empresas en la BVL mediante aportes de sus accionistas totalizaron S/783 millones en el primer semestre del 2021, según información de la bolsa limeña. En el 2020 solo se realizaron aumentos de capital por S/120.6 millones en medio de la crisis de covid.

Las reducciones de capital también muestran mayor dinamismo este año respecto del 2020, pues en el primer semestre hubo 10 operaciones de este tipo que involucraron S/573 millones, mientras que en igual período del 2020 tan solo se dieron dos por S/384 millones.

 

Patrimonio

Nueve de las 16 empresas que efectuaron incrementos de capital en la primera mitad del presente año son entidades financieras que apuntan a fortalecer su patrimonio en una coyuntura de mayores tasas de interés por la elevación del riesgo crediticio ocasionada por los efectos adversos de la pandemia y la incertidumbre política interna.

Otras desarrollan sus planes de expansión, como Intursa y AI Inversiones Palo Alto, que realizaron sendos incrementos de capital en el período analizado, pero también hubo compañías que buscaron consolidar sus planes de transformación digital acorde a la nueva coyuntura empresarial.

La minera SIMSA se entra entre las que ampliaron su capital para hacer más robustas sus espaldas financieras y seguir produciendo.

 

Aportes

”Durante el primer semestre, los aumentos de capital han sido sobre todo mediante aportes de capital de los accionistas evidencia que algunas empresas que tienen inversiones no cuentan con suficientes utilidades para solventarlas”, indicó un analista financiero.

En esos casos, los accionistas optaron por hacer aportes para así mantener una situación sana que les permita seguir creciendo, explicó.

En tanto las reducciones de capital por parte de las firmas listadas en la BVL fueron en su mayoría ejecutadas por entidades financieras con el fin de constituir provisiones voluntarias ante los efectos adversos en calidad de su cartera de créditos, por la mayor morosidad de los deudores y para la compensación de pérdidas, explican los especialistas.

Además, se realizaron reducciones de capital por disminución de acciones de inversión y procesos de liquidación en curso.

 

FUENTE: DIARIO GESTIÓN